INICIAN SUMARIOS A RESTAURANTES DE QUILLÓN

Una fiscalización de la Unidad de Seguridad Alimentaria de la Seremi de Salud permitió detectar anomalías sanitarias y de higiene en restaurantes ubicados en el área adyacente a la laguna Avendaño, en Quillón.

Las inspecciones fueron encabezadas por la seremi de Salud, Marta Bravo, quien detalló que en tres locales se constataron deficiencias de higiene e infraestructura que infringen el Decreto Supremo 977/96 del Ministerio de Salud. Por lo anterior, se iniciaron sumarios sanitarios y además se prohibió el funcionamiento de uno de los restaurantes por tener productos congelados sin rotulación ni justificación de procedencia, además de presencia de tubérculos (papas) almacenados en el piso de tierra en el patio del local, entre otros incumplimientos al Código Sanitario.

“Nuestra intención es proteger la salud de las personas y que estas situaciones sean subsanadas para que se cumplan las normativas sanitarias y se terminen malas prácticas en lugares en los que se manipulan alimentos y hay que cumplir con estándares de limpieza y orden”, afirmó Bravo.

Entre las irregularidades detectadas están la no acreditación de la vigencia del programa del control de plagas, y presencia de materiales ajenos al rubro. El restaurante que quedó con prohibición de funcionar es “El Caserito”, mientras que a los locales “Buenavista” y “El Cisne de Quillón”, se les abrió un sumario.