DIPUTADO SABAG CELEBRA APROBACIÓN DE LEY GABRIELA: “CHILE ESTABA AL DEBE EN LA SANCIÓN DEL FEMICIDIO”.

Como un “día histórico en la defensa de los derechos e integridad de las mujeres” calificó hoy el diputado DC, Jorge Sabag en conjunto con los diputados de la Democracia Cristiana, al aprobarse el proyecto de ley, conocido como “ley Gabriela”, que modifica la tipificación del delito de femicidio incorporando la modalidad del cometido por la pareja, esposo, cónyuge o conviviente y en los casos en que un hombre mata a una mujer por razones de género.

Tras la votación, el diputado DC, Jorge Sabag, junto con los parlamentarios Joanna Pérez, Víctor Torres y Gabriel Silber celebraron la aprobación esperando “el mismo compromiso que tuvimos en la Cámara, ahora en el Senado, para poder pronto tener esta nueva ley en plena vigencia”.

Al respecto, el diputado señaló que “el Congreso está saldando una deuda que tenía con las mujeres y estamos actualizando nuestra legislación; este es el país que queremos, con más justicia, pero aún estamos en pañales. Este tipo de delito sólo se estaba sancionando como homicidio agravado, a diferencia de otros países, como Argentina, en que el crimen de la joven chilena Nicole Sessarego fue calificado como femicidio, con una alta pena para el criminal, sólo por ser motivada por la violencia de género”

El proyecto establece penas que alcanzan hasta el presidio perpetuo calificado busca modificar el Código Penal en materia de tipificación del femicidio y de otros delitos contras las mujeres.

Sabag agregó que, en su idea matriz, la propuesta expresa la necesidad de modificar el Código Penal para ampliar el delito de femicidio a cualquier asesinato de una mujer con motivos de odio, menosprecio o abuso por causa de género, sin importar la relación o cercanía del asesinato con su víctima.

En el mismo contexto, la propuesta pretende establecer agravantes especiales al delito de femicidio y excluir a los delitos de femicidio, parricidio y homicidio simple y calificado de la aplicación de las atenuantes de “irreprochable conducta anterior” o de haber obrado producto de arrebato u obcecación, en los casos en que haya precedido incidente de violencia cometido por el autor contra la víctima, sus ascendientes o descendientes.

Además, propone una enumeración de circunstancias agravantes, tales como el hecho que la víctima hubiese sido cónyuge, conviviente o hubiese tenido una relación de pareja con el autor, habiendo existido o no convivencia; que la víctima estuviese en estado de embarazo; que sea menor de edad o mayor de 60 años; que tenga relación de parentesco consanguíneo hasta el cuarto grado colateral con el autor; así como que se cometa en presencia de descendientes menores de edad de la víctima.

Adicionalmente, la iniciativa crea un nuevo artículo que tipifica la figura de incitación al suicidio o le preste auxilio para cometerlo, en el marco de las desiguales relaciones de poder basadas en el género, especificando circunstancias en que especialmente se entenderá la concurrencia de dichas relaciones desiguales de poder.